¿Qué es la halitosis?

También denominado mal aliento, el término de halitosis se refiere a la presencia de un olor desagradable en el aire espirado, independientemente de cuál sea su origen.

Recientes estudios estiman que en España, el 20 % de la población puede sufrir halitosis de forma habitual y que en algún momento de sus vidas, la mitad de los españoles se han visto preocupados por su aliento.

¿A qué se debe?

Causas no patológicas

  • Aliento matutino
  • Prótesis
  • Fármacos
  • Tabaco
  • Dieta
  • Edad

Causas patológicas

  • Enfermedad periodontal
  • Enfermedades pulmonares
  • Enfermedades digestivas
  • Enfermedades renales
  • Radioterapia
  • Falta de higiene oral

Problemas pulmonares, digestivos u otorrinolaringológicos pueden ser causas del mal aliento, hablamos de halitosis extraoral. Sin embargo, se considera que en el 87 % de los casos, la halitosis, es de origen intraoral, por ello, el papel de los profesionales del área odontológica es clave en su control y tratamiento.

Las causas más frecuentes son

  • la GINGIVITIS:consiste en la inflamación o infección reversible de las encías. Se asocia a la
    presencia de placa dental originando hinchazón, cambio de color y sangrado de las encías.
  • la PERIODONTITIS:es la infección irreversible de las encías. También producida por las bacterias de la placa dental, se caracteriza además por una pérdida o reabsorción de los tejidos de sostén del diente.
  • la SABURRA LINGUAL:presente en el 40 % de los casos, consiste en la presencia de una capa
    blanca o amarillenta más o menos espesa proveniente del acúmulo de bacterias y partículas
    La lengua en este caso actúa como un nicho para los huéspedes del mal olor y bajo la acción de las bacterias se produce la putrefacción de las células muertas y de los restos alimenticios ubicados en su superficie, originando el mal olor.

En resumen, la halitosis se relaciona ante todo con la presencia de placa bacteriana, producto de una higiene oral deficiente. En efecto la degradación del metabolismo de las bacterias presente en esta placa dental produce productos malolientes.

Consecuencias de la halitosis

La halitosis causa a menudo angustia, vergüenza, estrés y falta de autoestima en la persona que lo padece, con gestos típicos como cubrirse la boca al hablar, mantener una mayor distancia al hablar, evitar relacionarse, etc. En otros casos la persona puede no ser consciente de su problema.

¿Qué soluciones para mi halitosis?

En general, el tratamiento de la halitosis se basa fundamentalmente en reducir el número de bacterias productoras de productos mal olientes depositados en la cavidad bucal (lengua, surcos, zonas interproximales).

Lo que puedo hacer yo

  • Tener una buena higiene bucodental
  • Uso de cepillo dental, seda dental para las zonas interproximales y raspador lingual
  • Uso de colutorios antimicrobiano como la clorhexidina al 0,05%
  • Adoptar medidas higiénico-dietéticas simples
    • dieta: evitar ajo, especies, alcohol y reducir consumo de azucares
    • reducir su consumo de tabaco
    • hidratarse: 1,5-2L de agua al día

Lo que puede hacer su dentista

  • Limpieza, tratar caries, cambio de empastes defectuosos, tratar sus enfermedades periodontales.
  • Proporcionarle instrucciones y consejos de cuidado bucodental

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *